LRK 350 FM La Esperanza 100.1Mhz

"Nuestro norte es el sur"..., de Salta para el mundo || S.I.L.E. Servicio Infomativo FM La Esperanza

Visitantes

Hoy 71

Ayer 120

Esta Semana 305

Este Mes 1562

Total 3641422

Currently are 66 guests and no members online

Kubik-Rubik Joomla! Extensions

Apuntan a una ley más efectiva y a un cambio de actitud al manejar

Seguridad Vial - En 2017 murieron 202 personas en accidentes de tránsito. Las campañas de prevención y capacitación son fundamentales.

Fuente:El Tribuno On Line

 

Especialistas coinciden en que es necesaria una legislación más efectiva y un cambio de actitud de los ciudadanos para combatir el alcohol al volante.

"Con la ley de tolerancia cero, supuestamente, se buscaba bajar los índices de mortalidad y siniestralidad, pero han pasado más de tres años y no se pudo ver un impacto positivo. El consumo de alcohol en esta sociedad es incontrolable. La ley no pudo hacer un soporte necesario para bajar esos índices", sostuvo Raúl Córdoba, padre de un niño de 10 años que murió en un siniestro provocado por un conductor ebrio el 12 de agosto de 2007 en la zona de la rotonda de Limache.

Córdoba es referente de la Comisión de Familiares contra la Impunidad de Salta y concejal.

"La tasa de mortalidad en accidentes de tránsito es alta. Murieron 202 personas en 2017, lo que significa que lo que se hace en materia de prevención y capacitación tampoco da resultado. Es necesario que se implementen campañas de concientización sistemáticas, las 24 horas", agregó.

Con respecto a los índices de mortalidad, Córdoba dijo: "Siento que no le afecta a la sociedad la muerte de 200 personas, es como que se naturalizó que cada año mueran personas. Si seguimos así, en 2018 perderemos más vidas humanas. Desde 2007 hasta ahora hubo solo tres condenados a prisión por los casos de los hermanos Ana y Juan Jurado, Zoe González y Lucas Fernández Gómez, fallecidos en accidentes, es decir que por unas 2.000 personas fallecidas en 10 años hay solo cuatro sentenciados. Nuestra falla está en la aplicación de la ley y las penas. Si en ese sentido sos blando, no vas a avanzar. En otros países, quienes conducen alcoholizados y matan gente van a la cárcel por años", sostuvo.

"La ley es una herramienta, paro para que tenga un efecto positivo tiene que ser productiva", agregó.

Por su parte, Raúl Padovani, titular de la ONG Padres de Víctimas de Conductores Ebrios e Irresponsables (Pavicei) e integrante del directorio de la AMT, sostuvo que es necesario un cambio de actitud por parte de los ciudadanos. "Cuando tengamos un cambio en todos los que formamos parte del tránsito: peatones, ciclistas, motociclistas y automovilistas, todo cambiará. Hemos conseguido, por ejemplo, que el 85 por ciento de los motociclistas usen casco en la capital salteña, pero no en el interior, ahí falta todavía", destacó.

La ley de tolerancia cero, que rige desde 2014, "trajo aparejada una disminución. Entre un 40 a 45 por ciento de los conductores cambiaron su actitud y eso lo nota uno mismo. En los círculos en los que uno se mueve, de vez en cuando escucha que algún familiar o amigo opta por no tomar bebidas alcohólicas si tiene que manejar. Ese es el cambio que queremos", dijo Padovani.

En el interior

"Gracias a propagandas, la gente está tomando conciencia. La ley de tolerancia cero es buenísima, solo falta cambiar de actitud", expresó.

En el interior "la situación es más complicada por tres problemáticas: en primer lugar el amiguismo, ya que muchos conductores detectados con alcohol en sangre por la Policía Vial invocan a sus amigos de la política para evitar la multa. El segundo problema es que falta personal para los controles y el tercero es que se necesitan más alcoholímetros", recalcó.

Según estadísticas de Pavicei, el 80 por ciento de las víctimas fatales eran personas del interior de la provincia y tenían de 15 a 35 años. "No hay que esperar que nos controlen. El control se lo debe imponer cada ciudadano", planteó Padovani.