LRK 350 FM La Esperanza 100.1Mhz

"Nuestro norte es el sur"..., de Salta para el mundo || S.I.L.E. Servicio Infomativo FM La Esperanza

Visitantes

Hoy 142

Ayer 345

Esta Semana 1332

Este Mes 3676

Total 3602276

Currently are 92 guests and no members online

Kubik-Rubik Joomla! Extensions

Joaquín.V. González- Pablo Arias, en dialogo con FM La Esperanza, hizo referencia al conflicto existente sobre el loteo San José.

La familia Arias, luego de la mediación civil realizada días pasados, resolvería reintegrar el dinero a los vecinos que no estuviesen conformes con la tierra que compraron.

El expropietario de las once hectáreas de San José, Pablo Arias, hizo una reseña sobre cómo comenzaron las gestiones de la venta de la finca, "nosotros no fuimos a buscar el negocio de la venta, se nos vino encima a través de una ocupación ilegal; entonces a partir del diálogo con ellos y viendo la necesidad que tenía el pueblo de tener sus propios lotes surge la posibilidad de venderles a estas 230 familias, un pedazo de tierras que correspondería a once hectáreas para que tengan espacios suficientes para poner plazas, para armar un loteo como corresponde. Le pusimos un precio bajo de quince mil pesos por lote, para que esas familias lo dividan, lo desarrollen y hagan el loteo, porque nosotros no podíamos vender un lote chico porque para eso necesitas tener agua, luz, calles, servicios", relató. Arias agregó que la venta se hizo siguiendo todos los requisitos de una venta de ese tipo ante escribano público. En este punto, aclaró que son erróneas las versiones sobre la venta de terrenos que ya estaban donados a la provincia.

Sobre la tierra vendida en San José, comunico que reintegrarán el dinero de la venta a todas las personas que no se sientan conformes con el precio, con la forma en cómo se hizo la operación o tenga dudas, dando marcha atrás a la operación y recuperando las tierras. Esta postura por parte de la familia Arias, estuvo ya manifiesta en la mediación realizada días atrás, sostuvo. Asimismo, denunció que, al finalizar la mediación, vivieron momentos de tensión y situaciones violentas. "Entendemos la desesperación de la gente y que no tienen terrenos propios, pero me parece que esos no son los modos ni las formas. Nosotros nos vamos a conducir en el marco de la ley. Y invito a las personas que tengan dudas a que vean los trámites que se están haciendo en inmueble para la separación de ese catastro de esas once hectáreas para hacer el loteo". También hizo referencia a los reclamos que recibieron por parte de personas sobre la calidad y altura de los terrenos a lo que sostuvo que "evidentemente en once hectáreas habrá que hacer obras de infraestructura en algún punto, habrá bajos que se tendrán que rellenar, hacer desagües y obras que ya no nos competen a nosotros", explicó. Asimismo, especificó que no hay un informe sobre habitabilidad, porque las tierras fueron vendidas como una unidad, es decir, como una finca de once hectáreas. "Cuando se conforma el fideicomiso para realizar los catastros y el loteo ahí se tiene que buscar que cada lote sea habitable, pero eso no corresponde a la etapa anterior", sostuvo. "Nosotros hemos vendido a un precio vil las tierras y tampoco nos podemos poner con máquinas a emparejar, a rellenar cuando no es nuestra función", agregó.

Sobre las versiones de la firma por parte de los vecinos del fideicomiso en blanco, Arias sostuvo que es una información falsa. "El fideicomiso no se firmó en blanco y la idea del fideicomiso fue para que ellos tuvieran alguna organización y pudieran llevar adelante el loteo, pero nosotros llegamos hasta la venta de las once hectáreas. Si ellos quieren dar de baja al fideicomiso es un tema de ellos. La sugerencia del fideicomiso fue porque es la figura válida para realizar este tipo de emprendimientos", detalló. También mencionó la cláusula Nº 9 que contempla una reubicación que solo se efectuaría si inmueble observara algún impedimento para desmembrar esas once hectáreas.

Por otro lado, comentó que estuvieron en contacto con funcionarios municipales al inicio de las gestiones de la venta, donde se firmó un acta acuerdo con la gente y donde el municipio se comprometía a realizar obras para vehiculizar el loteo. "Nos pareció un gesto valorable por parte del municipio de darles una mano y que después serían las familias las que continuarían con las obras". Expresó además que, luego de estas conversaciones, no tuvieron más contacto con el municipio ni con los vecinos.

Seguidamente expresó que actualmente se está violando el derecho a la propiedad, en relación al asentamiento que se produjo por parte de los vecinos que estan en disconformidad con las tierras compradas. "Son terrenos que no tienen nada que ver con las donaciones a la provincia, ni tienen que ver con la venta del terreno en San José", aclaró.

Finalmente, reiteró que "si alguien se siente estafado que por favor nos avise y volvemos atrás con toda la operación y cada uno vaya por el IPV -instituto provincial de la vivienda- a comprar en loteos que se están haciendo alrededor del pueblo o que vean la solución que más les guste si realmente piensan que uno los estafó, es lo último que queremos”, expresó.