LRK 350 FM La Esperanza 100.1Mhz

"Nuestro norte es el sur"..., de Salta para el mundo || S.I.L.E. Servicio Infomativo FM La Esperanza

Visitantes

Hoy 98

Ayer 75

Esta Semana 173

Este Mes 772

Total 3550629

Currently are 125 guests and no members online

Kubik-Rubik Joomla! Extensions

 

WhatsApp Image 2018-01-28 at 18.09

Verguenza - Hincha es aquel que quiere a su equipo, que alienta, que junta moneda sobre moneda para ir a la cancha para acompañar a los colores, no aquel que lo perjudica, que lleva sus problemas de barrio o poder a la tribuna. No, no te podes llamar hincha cuando le haces mal a tu escudo.

Fuente: ArengaDeportiva.com.ar

 

 

Lamentable, vergonzoso, destrozo. No hay calificativo para lo que pasó en Tucumán entre San Jorge y Juventud Antoniana. El “Santo” ganaba 2 a 1, durante el transcurso del primer tiempo hubo incidentes entre las facciones identificadas como “La Leal” y “La Número 1”, al termino de los primeros 45’ se volvieron a registrar incidentes y el árbitro decidió suspender el partido. ¿Qué puede suceder? Que el tribunal de disciplina decida eliminar de la Copa Argentina al “Santo” y darle el pase a San Jorge, pero dependerá del informe del árbitro y de los descargos de la dirigencia del equipo tucumano y el antoniano.

“Doy la vida por los colores” dicen algunos “hinchas” (entre comillas, porque esa palabra les queda grande), pero no hacen otra cosa que perjudicar a su club. ¿Cómo se explica lo que pasó en Tucumán? ¿Qué benefició encontraron el hecho de generar incidentes? Lo único que lograron fue perjudicar a su equipo, a sus colores, a Juventud Antoniana. Porque Juventud puede quedar fuera del certamen y no solo eso, recibir algún tipo de sanción. ¿Cómo te podes llamar hincha si lo único que haces es perjudicar al cuadro del que sos hincha? ¿Con que cara decís que amas tus colores si solo te importan resolver temas de barrio? Juventud vuelve a ser noticia y no por una victoria resonante o por una clasificación, sino por el poco sentido común de barras, de gente que no merece ser llamada “Hincha”.

El “Santo” vuelve a tocar fondo por incidentes, por cuestiones que parecen nunca terminar, porque los barras y los que generaron los incidentes en Tucumán alejan al hincha genuino, a la familia, a aquella persona que daría la vida por ver bien a Juventud. No muchachos, ustedes que perjudican a su equipo, no se pueden llamar hinchas.