LRK 350 FM La Esperanza 100.1Mhz

"Nuestro norte es el sur"..., de Salta para el mundo || S.I.L.E. Servicio Infomativo FM La Esperanza

Visitantes

Hoy 69

Ayer 46

Esta Semana 69

Este Mes 1772

Total 3574546

Currently are 85 guests and no members online

Kubik-Rubik Joomla! Extensions

 

 

Nadie debería celebrar estas fiestas de fin de año sin haber tendido la mano a los que tienen poco y nada, que desafortunadamente son multitud en este país. El espíritu de la Navidad después de todo es el milagro que multiplica el pan y que contagia la solidaridad. Y es con este espíritu que la Fundación Roberto Romero apela al corazón generoso de los salteños para ayudar a la Fundación Nutrir Anta, a través de una colecta que organizó hasta el 21 de diciembre, en calle Zuviría 428 y Caseros 42, de la ciudad de Salta, donde se reciben alimentos no perecederos de la canasta navideña (panes de navidad, budines, turrones, gaseosas, garrapiñadas, etc.) y también juguetes para alegrar a muchos pequeñitos que atraviesan situaciones nutricionales críticas.

"Fundación Nutrir Anta es el nombre. Conin es su apellido". Se trata de una organización sin fines de lucro que aborda la problemática de la desnutrición infantil desde una mirada integral, en el departamento de Anta. Actualmente, atienden a más de 90 niños de 0 a 5 años con desnutrición leve y moderada, y riesgo social de las localidades de Las Lajitas, Río Del Valle, Apolinario Saravia y Luis Burela.

Josué Escudero, ingeniero agrónomo y talentoso cantante salteño, es su presidente. Sobre la colecta dijo: "Fue una sorpresa muy agradable y enorme para nosotros que la Fundación Roberto Romero nos elija para ayudarnos. De verdad lo necesitamos y toda la ayuda es bienvenida, así que desde ya agradecemos a los salteños que nos tiendan la mano".

Escudero contó que "Nutrir Anta nació de la Fundación Nutrir Salta, del cual fui socio fundador. Hace 7 años se abrió un centro Conin en Las Lajitas y hace dos años decidimos independizarnos en muy buenos términos porque crecimos mucho y hoy tenemos además un centro Conin itinerante en Apolinario Saravia".

Agregó: "Nos viene bien todo tipo de ayuda porque trabajamos con leche, ropa, alimentos no perecederos. En nuestro centro tenemos un ropero social donde se clasifica la ropa, se la arregla si es necesario y se la entregamos especialmente para los niños. Como lo marca Conin, las mamás con chiquitos con problemas de nutrición deben ir una vez por semana al centro Conin acompañados de todos los hermanitos menores de 5 años y se los nutre y se los atiende con profesionales de manera integral".

Finalmente contó: "De los 91 niños que están en nuestro centro, 60 son del centro itinerante de Apolinario Saravia, y 31 de Las Lajitas, donde trabajamos desde hace 7 años. Es un gran desafío".